Warning: Zend OPcache API is restricted by "restrict_api" configuration directive in /www/vereticaycine/htdocs/ecrire/inc/flock.php on line 484
Etica y Cine
Inciio > Series > House Temporada 5 > Temporada 5 - Episodio 03 > Adverse Events / Sucesos adversos
Adverse Events / Sucesos adversos

Temporada 5 - Episodio 03

Autoras: Agustina Costa y Eugenia Galeazzi

Palabras clave:

Síntesis

El capítulo comienza con una escena en la cual Brandon, un pintor, está haciendo un retrato de una mujer desnuda, ésta se encuentra acompañada por su marido. Al finalizar la pintura, ambos se acercan a observarla y se llevan una sorpresa al notar que la cara de la mujer estaba desfigurada. El pintor no comprende el disgusto de sus clientes por la obra y argumenta que es una de las mejores pinturas que realizó, lo que exaspera al marido y termina golpeándolo. La mujer de Brandon, Heather, se acerca a ver lo sucedido y sorprendida le pregunta: - ¿Qué es esto?, él sigue sin entender, por lo que responde: - ¿Que es lo que está mal?

Situados en la clínica, los médicos se reúnen para debatir sobre el caso, perciben que el síntoma aparece de repente, algunos hipotetizan sobre una agnosia visual aguda surgida por un tumor cerebral. La médica, Trece Hadley, supone que podría ser por el consumo de drogas, Dr. House la desautoriza argumentando que el análisis dio negativo y que es una tonta por pagar una alta tasa de interés al sacar un crédito para comprar un auto; mezclando así el trabajo con asuntos personales. Ella le cuestiona por qué la investiga, y que su trabajo le corresponde diagnosticar pacientes. A lo que Dr. House responde que trabaja con un equipo y que es necesario conocerlos para realizar un buen trabajo.

Los médicos deciden hacerle un examen de contraste al paciente para ver si se trata de un tumor cerebral, éste se muestra asustado y dice que él ya se encuentra bien y que puede ser una reacción a algo que comió, mientras le muestra unos dibujos que había hecho esa mañana y que no tenían distorsión alguna. Los médicos le dicen que es necesario que se haga el examen y su esposa lo incita a realizarlo.

Taub y otro de los médicos se dirigen a la casa de Brandon para ver si hay alguna evidencia o algo que los pudiera orientar con el caso. Allí conversan sobre la esposa de Taub, ya que House algo sabe acerca de ella y el otro médico le advierte sobre la posibilidad de un engaño.
Nuevamente en la clínica, miran los estudios realizados sobre el paciente y al tratarse de un síntoma neurológico sin causa neurológica aparente, descartan la posibilidad de un cáncer y EM, dejando como opción que se trate de toxinas o drogas. Uno de los médicos propone un nuevo estudio, Trece asegura que el paciente no lo va a aceptar porque ya el estudio anterior lo puso nervioso. House se sorprende y pregunta si su novia es linda, a partir de ahí cree comprender por qué sus pinturas son malas y cuál es el problema.

Dr. House decide mentirle al paciente con que tiene un tumor cerebral y que hay que hacerle una operación riesgosa para sacárselo, con la intención de que éste le cuente la verdad. Brandon se niega, a lo que el doctor argumenta: -No puede no aterrarse. Hay dos razones para no aterrarse en un hospital. Estás alucinando, pero no temerías al material de contraste, o sabes que estás bien. Como no te hemos dicho que estás bien, es obvio que sabes algo que nosotros no. ¿Qué drogas tomas?

Así es como descubren que las empresas le pagan a Brandon por probar sus drogas y que le miente a Heather que la plata la consigue con la venta de sus cuadros. El pintor admite que participa de tres ensayos, House le dice que va a estar bien, que seguramente ya debe haber eliminado todas las drogas de su organismo, sin embargo ordena su internación y un detalle de las drogas que consume.
Taub busca a House y le pregunta qué sabe de su esposa, éste le responde que tiene una cuenta bancaria secreta hace un año donde deposita plata todas las semanas y aún no ha retirado nada. Taub aparenta saber sobre esto y dice que es para redecorar. Una emergencia interrumpe la charla, al pintor le había agarrado convulsiones. Evidentemente no había eliminado todas las drogas, y la combinación de las tres drogas sin probar podían causar esos efectos.
Dr. House ordena que le hagan diálisis, a pesar de que podría correr ciertos riesgos, ya que éstos eran conocidos por los médicos, en cambio los que podrían causar la combinación de drogas, no.
Taub y Trece están con el paciente haciéndole diálisis, a éste le preocupa qué le dirá a su novia. El doctor interpreta que le miente porque quiere que sea feliz y le dice lo que ella quiere oír.

Luego de un tiempo, Brandon se vuelve a descomponer y le hacen una traqueotomía. Los médicos se reúnen a seguir comentando el caso; House propone desintoxicarlo suministrándole más drogas para que las deje, pero más lentamente.

Taub le pregunta a su esposa sobre la plata de la cuenta bancaria y ella sorprendida le dice que casi lo logra, ya que le compró el auto que él quería. El sorprendido y agradecido le dice que es maravillosa.
Trece está atendiendo al paciente y en un momento en que ella está cerca, él se abalanza intentando besarle el cuello y la trae encima suyo. La Dra. Hadley se defiende y lo golpea, lo que causa un alboroto y los médicos acuden a la habitación.

Charlando de los síntomas, los médicos perciben que las drogas causaban agnosia e hipersexualidad. A su vez, su charla profesional se entre mezcla con asuntos personales, ya que Dr. House menciona metafóricamente lo de la cuenta bancaria de la esposa de Taub. Éste reacciona diciéndole que no debería meterse en su vida privada. La conversación continúa y House le dice que no se merece el auto que su mujer le compró, ya que da a entender que Taub algo malo hizo.

Taub descubre un modo para controlar los síntomas. Mientras está con el paciente, éste le dice que le pida disculpas a la Dra. Hadley y que le debería contar la verdad a su novia Heather. En palabras del médico: -Si le cuentas, o te perdona, o te deja. En el mejor de los casos, quedas como estás ahora. Querer confesar es noble. Pero si solo causa daño y dolor, no es noble, es egoísta.

Con respecto a la situación matrimonial de Taub, House le recomienda no volver a su casa por la noche y quedarse de guardia. Taub sigue el consejo y le pregunta: -¿Cuándo podré volver? ¿Cuándo se convenza de que soy diferente y que no volveré a hacer una estupidez?, a lo que su compañero responde: -La culpa pasa rápido. El miércoles estarás bien.

A Brandon le da taquicardia, los médicos intervienen con electroshocks y logran estabilizarlo. Luego reaparece un síntoma, agnosia visual, ya que no reconoce al Dr. Taub y la Dra. Hadley. Éstos hablan con House e hipotetizan que podría ser por toxinas que se encontraban en pinturas viejas. Taub se ofrece a ir a la casa del paciente a investigar. Se dirige entonces a la habitación de Brandon, el cual se encuentra acompañado por su novia, y le pide hablar a solas acerca de su cuadro. Heather pregunta por qué no puede estar para hablar de eso, con lo cual da pie para que su novio le confiese la verdad. Si bien se sorprende, ella reacciona de forma positiva; le pregunta por qué le mintió y él le responde que quiere ser lo que ella ve cuando lo mira. Taub, que se encontraba presente durante la conversación, parece conmovido.
Cuando Taub ve las obras, descubre que la agnosia le ocurría mes por medio, y que el síntoma no se debía a la pintura si no al consumo de las tres drogas juntas. Dr. House volviendo sobre la historia clínica del paciente, indica que le hagan una operación en el abdomen ya que descubre su problema. A Brandon se le había formado una bola de comida no digerida por no tener ácido en el estómago que ayude a su digestión, por lo tanto, algunas de las pastillas quedaban atrapadas ahí sin producir efecto y otras sí lo hacían. La última semana, tuvo una sobredosis de las tres drogas al mismo tiempo.

Taub le cuenta a Heather lo que le sucedió a Brandon, y por último le pregunta si está feliz de que le dijo la verdad, a lo que ella responde que sí. Luego le pregunta si era más feliz antes, pero interrumpe su mujer con las llaves del auto que le regaló.

Ella lo lleva al estacionamiento para mostrarle su sorpresa, Taub se queda mudo mirando el auto y su esposa no comprende. Ella le pregunta qué pasa, y él le responde que tienen que hablar.

Desarrollo conceptual

Ibbieta y Brandon: ¿una decisión similar?

Teniendo en cuenta el cuento “El muro” de Sartre, elegimos para analizar el personaje de Brandon en el capítulo “Sucesos adversos” de Dr. House; nuestra elección se debe a que dicho personaje se asemeja a Ibbieta, en el sentido de que ambos se ven interpelados por la situación y se ven obligados a hacerse responsables y dar una respuesta.

Los dos personajes deciden mentir en el tiempo 1, Ibbieta les hace una broma a los franquistas en relación al paradero de Gris, mientras Brandon le oculta a su novia el consumo de drogas no probadas. Ambos lo hacen en conformidad a su deseo, el personaje de “El muro” en relación al deseo de vivir más y el personaje de la serie Dr. House, en relación a ubicarse como objeto de deseo del otro, de su novia.
Tomando las palabras de Lacan "… la única cosa de la que se puede ser culpable al menos en la perspectiva analítica es de haber cedido en su deseo." ("El seminario", Libro 7. "La ética del Psicoanálisis", Capítulo XXIV, página 379); podemos situar que ambos personajes ceden ante su deseo, esto los hace culpables de su acto, y es la culpa la que los obliga a responder, a hacerse responsables. Si bien no son responsables de ser propietarios de su deseo, ya que éste es inconsciente y el yo nada sabe de ello, sí lo son de la puesta en acto del mismo, de su posición subjetiva ante este.

En Ibbieta ubicamos la responsabilidad subjetiva en haber hablado, en haber confesado que su amigo estaba en el cementerio aún sin saberlo; según Juan Carlos Mosca: “…el protagonista de “El muro”, es responsable, quizás no “culpable”, pero responsable de abrir la boca, aún en la ignorancia. Responsable de haber deseado vivir, responsable de querer burlar al otro, de querer engañarlo, aceptando al mismo tiempo sus reglas, su goce” (“Responsabilidad: otro nombre del sujeto”, Juan Carlos Mosca).

Brandon es responsable de la posición que toma frente a su acto, él decide prestar su cuerpo para la experimentación de drogas nuevas, ocultándoselo a Heather, su novia, y simulando obtener el dinero con la venta de sus obras. Es responsable de su deseo de ubicarse como el objeto deseado por ella, es responsable de querer ser lo que supone que ella ve en él.

Circuito de la responsabilidad

Al tiempo 1 lo ubicamos en el consumo de drogas no probadas por parte de Brandon. Éste prestaba su cuerpo a las empresas para la investigación de drogas nuevas y obtener un dinero a cambio, ocultándoselo a Heather.

Podemos situar el tiempo 2 en la primera escena en la cual Brandon realiza un retrato desfigurado de una mujer, para una pareja que se encontraba allí presente. Ellos se llevan una sorpresa al observar la obra terminada y el marido reacciona de manera agresiva ante eso. Brandon no comprende lo sucedido, no percibe distorsión alguna en su cuadro, y le sorprende la reacción de la pareja. Se ve realmente interpelado por la situación cuando su novia confirma que el cuadro está deformado y que hay algo mal en él.

Si bien Brandon tiene incertidumbre acerca de lo sucedido, sospecha que podría tratarse de algo que realizó en un tiempo 1. Éste llevó a cabo una conducta con determinado fines, obtener un dinero a cambio de someterse a una prueba de drogas, suponiendo que su accionar se agotaba en dicho objetivo. Pero recibe de la realidad indicadores que lo ponen de sobre aviso de que algo fue más allá de lo esperado, se le escapa el dominio de los efectos de las drogas. De este modo, el circuito se pone en marcha a partir de este tiempo 2 que es el tiempo de la interpelación subjetiva, la cual genera retroactivamente que se resignifique el tiempo 1 a través de la culpa. Así, Brandon se ve obligado a retornar sobre la acción, a hacerse responsable de la misma, a dar una respuesta a dicha interpelación.

Hipótesis Clínica

Podemos relacionar los dos tiempos mencionados mediante la hipótesis clínica. Ésta no se queda en el plano de lo manifiesto sino que apunta al sujeto del inconsciente, y percibe la responsabilidad subjetiva del mismo.

En relación a la posición del personaje frente a la castración, podríamos situar que Brandon se ubica en una posición velando su falta. Se puede dar cuenta de que él no soporta su castración, su falta en relación a no ser un buen artistita. Se identifica con un Otro completo, omnipotente, valioso; es decir un otro, un artista al que nada le falta.

mujer respecto a él. Pero en realidad lo que está haciendo es guiarse por sus propios ideales y convicciones. Concebía “moralmente bueno” ganarse el dinero mediante su vocación, como no puede fallarse a sí mismo, ni mostrarse fracasado ante un otro, decide aparentar y mentir algo que no es, de modo de tapar esa falta que no soporta.

Brandon se ve interpelado por su novia, porque la situación en la que está inmerso conmueve algo de su posición subjetiva frente a sus ideales. Nuevamente vemos aquí en el plano de la imagen, los ideales, como se sitúa la totalidad, la completud sin fallas a la que el sujeto intenta acercarse. Brandon se crea una imagen, un modo de relacionarse con el otro y queda capturado en eso, no puede salirse. En busca de ese ideal él ha comenzado a distorsionar algunas cuestiones de su vida, tal como mentir, aparentar ser algo que no es; y no lo percibe hasta que la situación lo excede… Tanto, que hasta termina por arriesgar su cuerpo en pos de cumplir con dicho ideal. A su vez podemos pensar que hay algo del límite en el cuerpo que no opera, ya que lo expone a un riesgo absoluto, difícil de calcular.
Para Brandon el deseo es el deseo de su novia, él quiere ser deseado por Heather. Para esto quiere intentar ocupar el lugar de objeto del deseo del ella, y desde allí poder responderse al ¿qué me quiere? ¿Qué lugar ocupo en el deseo de ella? Por miedo a esta respuesta, Brandon va a intentar asemejarse a lo que él cree que ella quiere, al objeto del deseo de Heather.

Necesidad y azar

Cuando en una situación rige por completo el orden de la necesidad y el azar, el sujeto no puede hacerse responsable de la situación, son sucesos que son ajenos a la voluntad humana. Sin embargo Juan Carlos Mosca en su texto sugiere que la responsabilidad del sujeto se encuentra en la grieta entre necesidad y azar, basta con que se produzca una vacancia entre ellos para que la pregunta por la responsabilidad adquiera su dimensión.

La necesidad establece una conexión entre causa y efecto, es algo que está determinado, es así porque va a ocurrir de todas maneras. Por lo tanto podemos ubicar en éste orden el hecho de que el consumo de drogas causa efectos siempre, es algo que inexorablemente va a ocurrir. En este caso, al tratarse de drogas nuevas, Brandon no sabía qué podrían causarle, pero sí, como condición necesaria de tal acción, que algún efecto tiene que producir sobre el sujeto que las consume.
Como reverso de la necesidad, el azar desconecta la conexión entre causa y efecto. Tiene que ver con lo contingente, es decir con lo fortuito de la situación en la que el sujeto no tiene participación alguna.
Un indicador situacional del azar que aparece plasmado en el film, podría ser el hecho de que el efecto de las drogas consumidas se trate de una agnosia visual, por lo cual se manifieste en sus cuadros; es decir en el ámbito de su profesión siendo justamente lo que él intentaba ocultar.

Otra situación de azar podría deberse a que Brandon hace varios meses tenía síntomas de agnosia visual exhibidos en sus cuadros y él no lo percibía. “Dio la casualidad” de que el síntoma vuelve a aparecer justo en el momento en que está realizando una obra con gente presente, que pueda notar tal deformidad.

Figuras de la culpa

Oscar D’ Amore en su texto “Responsabilidad subjetiva y culpa” establece que “…el tiempo 1 es ya un tiempo resignificado por la interpelación a través de la culpa. La culpa hace a la retroacción, hace que se retorne sobre la acción por la que se “debe” responder.”
Teniendo en cuenta lo anteriormente citado, hay varios tipos de respuesta ante una interpelación, estos lo constituyen: el sentimiento de culpa, la proyección, la negación, la intelectualización y la formación sintomática.

En el caso analizado, podemos ubicar como figuras de la culpa a la proyección, en el sentido de que Brandon proyecta en su novia, Heather, sus propios ideales; él le dice: “Quiero ser lo que ves cuando me miras”, pero Brandon no sabe lo que ella quiere, lo supone y se intenta asemejar a ese ideal completo, sin faltas, que en realidad le pertenece a él y lo proyecta en ella.

Otra figura de la culpa podrían ser los síntomas de agnosia visual, si bien lo tomamos como posible situación de azar, podrían tener que ver con la culpa que él siente por haber mentido y ocultado la verdad a su novia. Oscar D’ Amore establece que “…la producción sintomática en donde lo que retorna será siempre aquello que coincide con lo que se ha reprimido.”, de este modo podrían pensarse sus síntomas como manifestación de algo inconsciente.



NOTAS