Inicio > Acceso Docentes > cuatrimestre 2009 > El efecto mariposa >

por 

Universidad de Buenos Aires
Facultad de Psicología

Psicología, Ética y Derechos Humanos.
Cátedra Juan Jorge Michael Fariña.

Comisión 9.
Profesor: Juan Jorge Michel Fariña.
Ayudante: Alejandra Tomas Maier

Alumna: Mariana Souto.
L.U.: 32.036.468
E-mail: porcelain_stereo@hotmail.com

Segunda evaluación.

Segundo Cuatrimestre 2009.

¨ La película de tu mente está rota,
eso es todo. ¨

Para el desarrollo del siguiente trabajo práctico se tomará la película ¨ The butterfly effect ¨ (El efecto mariposa), para mostrar un caso en el que pueda ser recortada una singularidad en situación.

Ficha Técnica del film:

Director Eric Bress
J. Mackye Gruber
Guionista J. Mackye Gruber
Eric Bress
Productor Chris Bender
A.J. Dix
Anthony Rhulen
Lisa Richardson
J.C. Spink
Música Michael Suby
Fotografía Matthew F. Leonetti
Montaje
Reparto
Peter Amundson
Ashton Kutcher Evan Treborn
Amy Smart Kayleigh Miller
Eric Stoltz George Millar
Melora Walters Andrea Treborn
Elden Henson Lenny Kagan
William Lee Scott Tommy Miller
Ethan Suplee Thumper

Introducción:
La historia comienza hablando de un niño, Evan Trebon, que vive junto a su madre, Andrea, que trabaja de enfermera. Evan tiene deseos de ver a su padre, que esta enfermo, internado en un psiquiátrico. La madre de Evan pospone el encuentro en repetidas ocasiones.
Unas de las primeras escenas muestra a la maestra de Evan hablando con Andrea y mostrándole un dibujo que había hecho su hijo. El dibujo se trataba de Evan, un poco más grande que en ese momento, con un cuchillo en la mano y en el piso dos cuerpos ensangrentados. La madre se angustia pensando en como su hijo pudo realizar eso y la maestra agrega que además, Evan no recuerda haberlo hecho.
Fragmento elegido para abordar la consigna:
Según su médico, el mismo que a atiende a su padre (que muere de un golpe en la cabeza cuando intenta ahorcar a Evan para terminar con la ¨ maldición que los ha afectado ¨) Evan sufre de desmayos y olvida el momento anterior a cada desmayo.
Esto ocurre en situaciones significativas: cuando realizó el dibujo, cuando el padre de su amiga Kayleigh quiere filmar una película pornográfica con él y su hija, cuando con sus amigos ponen un explosivo en el buzón de una casa, cuando Tommy mata a su perro, etc. La película nos muestra estas escenas dejando una parte de estas sin mostrar, al igual de lo que le pasa a Evan.
Evan escribe diarios de su vida, por recomendación de su medico.
La película avanza hasta el momento que Evan está en la universidad, está contento porque durante un largo tiempo no ha sufrido desmayos. Una chica que esta en su cuarto con él descubre los diarios que los tenia debajo de su cama y el vuelve a interesarse en lo que escribió alguna vez.
Lee el fragmento cuando Tommy mata a su perro. No lo recuerda por completo y lee otros fragmentos de sus diarios, hasta que lee cuando el padre de Kayleigh quiere filmar la película con ellos. Su compañero de habitación lo interrumpe. Intenta hallar a Kayleigh y preguntarle; cuando la encuentra, él la interroga sobre el pasado y ella le reprocha que él se mudo y que la dejo sola, a pesar de que él decía que ella le importaba mucho. Kayleigh se va, el vuelve a su a habitación de la universidad y recibe un llamado de el hermano de Kayleigh que dice que ella se suicidó. Evan se angustia, intenta acordarse lo que paso antes que se desmayara y en su intento vuelve al momento de la película del padre de Kayleigh, cuando era un niño, pero con su mentalidad de adulto. Increpa a este por lo que estaba haciendo con su hija y porque descuidaba la conducta de Tommy, su hijo.
Como una especie de flash back; vuelve a la actualidad pero todo ha cambiado, ha introducido un cambio en el futuro. Evan se da cuenta de la capacidad que tiene de cambiar el curso de las cosas. De todas maneras lo que ha producido vuelve a terminar mal, con él preso por matar al hermano de Kayleigh (que en realidad quiso matarlo a él)
En la cárcel, obtiene sus diarios y emprende la misma acción, intenta volver a la escena en que Tommy mata a su perro para impedirlo, facilitándole a su amigo Lenny un filo para liberar a su perro. Pero las cosas no se dan como el quiere y Lenny mata a Tommy. Retorna al futuro, Lenny esta en un hospital psiquiátrico y Kayleigh es prostituta. No ha arreglado las cosas, estas son distintas, pero no han mejorado. Se da otra vez la escena con su padre, en la que hablan los dos y Evan le pregunta sobre este extraño don que los dos poseen. Su padre le advierte que no es Dios, ante su afán de cambiar el futuro.
Y así se suceden dos cambios nuevos en estas escenas significativas; estos cambios no tienen éxito porque las cosas siempre se complican en algún momento. Entonces, Evan decide ir al momento en el que conoció a Kayleigh, cuando eran niños se acerca y le dice unas palabras que la asustan, ella se va corriendo.
Una vez más vuelve al futuro, sus amigos no conocen a Kayleigh, se recibe de psicólogo, su madre está bien, etc.
Al alejar a Kayleigh, ella y su hermano viven con su madre y así quedan alejados de su padre y su perversidad. Porque ella había decidido en un primer momento, vivir con su padre para permanecer cerca de Evan.
En la última escena él va caminando por la calle y se cruza con Kayleigh, pareciera que ella lo reconoce, pero continúa su camino y Evan también.

Circuito de la responsabilidad:
En las clases hemos visto que el sujeto responsable para el Derecho, es el sujeto capaz de conciencia. La conciencia es pura actualidad, no tiene almacenamiento, no tiene memoria. Los estados de la ausencia de conciencia son los de ausencia del sujeto. Gabriela Salomone habla sobre el sujeto de derecho, postulándolo como autónomo, capaz de hacerse responsable de sus acciones, sus elecciones y decisiones.
Los sujetos que por algún motivo son inimputables de culpa no son responsables. “Responsable es aquel de quien se espera una respuesta”. El sujeto será considerado responsable en la medida que el orden jurídico le otorgue el derecho de ser considerado sujeto de derecho.
Por otra parte, el Psicoanálisis pone en juego otra noción de responsabilidad: la responsabilidad subjetiva. Esta responsabilidad se configura a partir de la noción de sujeto del inconciente, un sujeto que no es autónomo y que por definición no es dueño de su voluntad y de su intención.
¨ No se trata de la responsabilidad moral o social, de las buenas costumbres o lo moralmente correcto. Si, en cambio, Freud nos alerta de una responsabilidad que atañe al sujeto en relación a aquello que desconoce de si mismo.¨
En las formaciones del inconciente: lapsus, sueños, chistes, etc. el sujeto se muestra como dividido, el yo experimenta un punto de inconsistencia; son momentos en que las mociones inconcientes tratan de expresarse en situaciones de la vida cotidiana. Aparece el sin sentido. En estas circunstancias, no hablaremos de la responsabilidad subjetiva como lo hacíamos en la responsabilidad para el sujeto de derecho, Freud responsabiliza al sujeto por lo que no conoce sobre el mismo. Cabe aclarar que aquí hablamos de la realidad psíquica. La responsabilidad subjetiva confronta al sujeto con lo que le es ajeno.
No hay responsabilidad subjetiva sin culpa. Y aquí nos estamos refiriendo a la culpa que depende de una operación simbólica, la interpelación subjetiva, que es la puesta en marcha del circuito de la responsabilidad.
Ahora, vamos a recortar el circuito de la responsabilidad en la película.
El sujeto va por la vida siguiendo un hilo conductor de aquello que está pautado. Sus acciones con fines morales, sociales, etc., se agotan en determinado fin. El primer tiempo que forma parte del circuito es definido como el momento “(…) donde se realiza una acción determinada en concordancia con el universo de discurso en que el sujeto se halla inmerso y que, se supone, se agota en los fines para los cuales fue realizada.”
El tiempo 1 en ¨ The butterfly effect ¨ sería cuando Evan, al ver que tiene la capacidad de retroceder en el tiempo y producir cambios en las vidas de las personas, empieza a jugar con el tiempo. El sujeto está afirmado, tiene una concreta intención, puede dirigir sus acciones. Podríamos nombrarlo como ¨ ser de la testarudez ¨. El sujeto produce una conducta recortable, una acción concreta con determinada intencionalidad. Su idea es volver atrás el tiempo para que Kayleigh no se suicide, por las acciones perversas que tuvo su padre para con ella, y además pedirle a este hombre que concentre su energía en disciplinar a su hijo Tommy. Evan, con su mente de adulto retrocede en el tiempo y habla con el padre de Kayleigh y Tommy, y este le promete no tocar nunca más a su hija y disciplinar a su hijo.
En el segundo tiempo vemos que “recibe de la realidad indicadores que lo ponen sobre aviso respecto de que algo anduvo mal. Las cosas fueron más allá o más acá de lo esperado. El sujeto se ve interpelado por esos elementos disonantes. Algo de esa diferencia le pertenece”.
El tiempo 2 lo podemos ver cuando Evan se da cuenta de que no hoy forma de solucionar su vida y la de sus amigos como él quisiera; En los intentos por mejorar las cosas se produjeron hechos nuevos en los que alguna cuestión negativa para con él o sus amigos surgía: primero, mataba a Tommy y terminaba en la cárcel; después, Lenny mataba a Tommy en la infancia, era internado en un hospital psiquiátrico de por vida, Kayleigh era prostituta; en el tercer intento despertaba sin brazos; en el cuarto intento mataba a Kayleigh en la infancia y era él el que terminaba en un hospital psiquiátrico de por vida.
En el tiempo 2 hay indicios en que la acción emprendida no se agota en los términos en que fue concebida. Hablaríamos del sujeto de la ¨ perplejidad ¨. Empieza a vacilar en su posición. Se pregunta respecto del sujeto del tiempo 1. Cronológicamente el tiempo 2 es posterior al tiempo 1, pero lógicamente el tiempo 1 es posterior al tiempo 2.
Se quiebra el universo particular soportado en las certidumbres del yo; posibilitando así la emergencia de una pregunta en la que el sujeto interroga su posición. Es aquí donde Evan comienza a descubrir cierta incompletud en su universo previo.
El tiempo 2 cuestiona a Evan en su accionar en el tiempo 1, el deseo de que Kayleigh no se suicide, de salvarla, quizás esconde otro deseo ajeno para el sujeto, pero no ajeno a su realidad psíquica, realidad que planteaba Freud. Para acercarnos a una hipótesis clínica, podríamos inferir allí un deseo omnipotente por controlar el curso de las cosas, cambiar el destino, manejar lo que ningún ser humano puede manejar: la vida misma y sus circunstancias.
(Cuando Evan vuelve al momento en que conversa con su padre en el hospital psiquiátrico, éste le dice al niño.)
¨ No puedes fingir ser Dios, hijo.¨
(Y luego en una de las escenas que le siguen a la anterior, Kayleigh le dice a Evan)
¨ ¿Vas a ir a cambiarle la vida a todos otra vez? ¨
Existiría allí una relación entre ese deseo inconciente y las habilidades de su padre, de quien heredó esa enfermedad neurológica. Como hipótesis clínica podemos postular que Evan, identificado en muchos aspectos con su padre, desea inconcientemente manejar a su gusto su vida y la de sus seres queridos, se concentra en su deseo cierta omnipotencia.
Al darse cuenta de sus capacidades, se obsesiona por armar una vida ideal para todos, a pesar de que sus intentos lo van frustrando.
La culpa se hace presente desde el primer tiempo, esta culpa obliga a que se de una respuesta ante la interpelación. Como se dijo antes, sin culpa, no hay posibilidad de responsabilidad subjetiva, esta es una singularidad que se le presenta al sujeto frente a su deseo inconciente.
Podemos inferir un tiempo 3 en nuestra historia; cuando Evan decide retornar al tiempo de la tierna infancia donde vio por primera vez a Kayleigh, y mediante unas pocas palabras asustarla para que ella se aleje y nunca sean amigos, así ella y su hermano se quedan viviendo con su madre, lejos de su padre, y no se producen los hechos terribles de los que fueron protagonistas. La responsabilidad subjetiva invade a Evan por todos sus intentos de manejar la vida de los demás, sobre todo la de su primer y actual amor, y las de sus amigos de la infancia. Podríamos hablar del ¨ sujeto de la renuncia ¨; se da un cambio de la posición subjetiva respecto del tiempo 1. Se trata de lo no calculado.
En el tiempo 3 se da un acto ético que ubica al protagonista como efecto sujeto, como un sujeto de deseo inconciente. El sentimiento de culpa desaparece y da lugar al acto, como expresión concreta de la responsabilidad subjetiva.
Antes de finalizar, hagamos hincapié en las categorías de necesidad y azar.
¨ Si Necesidad establece una conexión entre causas y efectos, Azar desconecta tal relación. ¨
Evan está en su cuarto con una chica, sienten un olor desagradable producido por Thumper, el compañero de habitación de Evan, que había estado en el dormitorio anteriormente. La chica mira debajo de la cama de él, buscando algún incienso o velas aromáticas, pero encuentra los diarios de Evan; le pide que le lea algo de lo que escribió. Azar y necesidad entran en juego en nuestra historia, porque sí esto no hubiese pasado, Evan no se hubiese encontrado otra vez con estos momentos traumáticos de su historia y de manera concomitante, no hubiese empezado a jugar con el tiempo.
Juan Carlos Mosca en “Ética: un horizonte en quiebra” dice que al invocar al azar, a lo no determinado, se borra el sujeto de toda responsabilidad, borrando su acto. De eso debería dar respuesta, de la razón de su ser en la razón deseante, en lo calculable y también en lo incalculable y no representable de su ser. En esto el Sujeto no tiene otra elección pero no por eso es menos responsable.
También podríamos pensar que el azar tendría que ver con el hecho de que cuando él cambia algo lo que sucede después queda fuera de su control; más allá de que es consecuencia de sus acciones en algún punto Evan queda como un espectador de lo que pasa.

Bibliografía:
 D’Amore, O.: Responsabilidad y culpa. En La transmisión de la ética. Clínica y deontología. Vol. I: Fundamentos. Letra Viva, 2006. Buenos Aires.
 Domínguez, M. E.: Los carriles de la responsabilidad: el circuito de un análisis. En La transmisión de la ética. Clínica y deontología. Vol. I: Fundamentos. Letra Viva, 2006.Buenos Aires.
 Michel Fariña. J, Gutiérrez, C: “Ética y Cine”. Eudeba. 2001. Buenos Aires.
 Michel Fariña, J. Responsabilidad: entre necesidad y azar. Ficha de cátedra.
 Mosca, J. C. Responsabilidad, otro nombre del sujeto. En Ética: un horizonte en quiebra. Eudeba, 1998. Buenos Aires.
 Salomone, Gabriela Z.: ¨ El sujeto dividido y la responsabilidad. ¨ En la transmisión de la ética. Clínica y deontología. Vol. I: Fundamentos. Letra viva, 2006.



NOTAS

Película:

Titulo Original:

Director:

Año:

Pais:

Otros comentarios del mismo autor: