Inicio > Acceso Docentes > cuatrimestre 2010 > El lado profundo del mar >

por 

Universidad de Buenos Aires
- Facultad de Psicología-
2º Parcial: Domiciliario

Nombre de la asignatura: Psicología, Ética y Derechos Humanos
Cátedra: Fariña
Nombre del Profesor Titular: J.J. Fariña
Datos de las alumnas:
Nombre y Apellido: Laura Etchegaray
Silvia Susana Sabalza
Nº de Comisión de Trabajos Prácticos: 2
Docente a cargo: Adelqui Del Do
Fecha de entrega del trabajo: 7/05/2010

Film: “El lado profundo del mar”

Ficha técnica:

Título original Del film: “The deep end of the ocean”

Genero: Drama
Director: Ulu Grosbard
Basada en el libro de: Jacqueline Mitchard

Reparto:
Michelle Pfeiffer, Treat Williams, Jonathan Jackson, John Kapelos, Ryan Merriman, Tony Musante, Rose Gregorio, Lucinda Jenney, Gory Buck, John Roselius, Brenda Strong, K. K. Dodds, Whoopi Goldberg.

Consigna:

1) Tomando en cuenta el comentario sobre el film. ¿Cuál es el personaje sobre el cual
se centra el análisis de la responsabilidad subjetiva? ¿Propone el autor alguna hipótesis al respecto? En caso afirmativo, explicítelas consignando los indicadores.
2) Sugiera el circuito de Responsabilidad (tiempos lógicos) que organizan la situación.
3) Establezca los elementos de Azar y Necesidad presentes en la situación, consignando los indicadores respectivos.
4) Si corresponde, establezca las figuras de la culpa que aparecen estableciendo su relación con la hipótesis sobre responsabilidad subjetiva.
5) Compare conceptualmente el caso presentado con el de Ibbieta (cuento el Muro, de
Jean Paul Sartre)
En todos los casos, articular con las referencias bibliográficas del Modulo 5 y si el fuera pertinente con los del modulo 4.

Análisis
A partir de los interrogantes planteados, y tomando como eje el film “El lado profundo del mar” y el comentario “Roban a un padre” de Oscar D´Amore, inferimos que el análisis de la responsabilidad subjetiva recae sobre el personaje de Sam o Ben, el cual ha llevado a cabo una acción, a partir de la cual su vida ya no será la misma, lo cual supone el despliegue de una singularidad en situación.
Asimismo encontramos que en el comentario, el autor propone una hipótesis: “cuando el crimen filiatorio es irreparable ¿en donde se soportaría la parentalidad de la filiación?”. Los indicadores de la misma serían la restitución sobre el objeto robado, y de que se trato de un atentado filiatorio.
En relación al film, Ben era un niño de 3 años de edad que vivía, en Wisconsin, con sus padres Beth y Path y sus dos hermanos, Vincent y Kerry, hasta que un día en oportunidad de que su madre asistiera a una fiesta de graduación de la secundaria, Sam/Ben fue secuestrado, apropiado ilegalmente por Cecil Lockhart quien estaba casada con George Karras, el cual desconocía la procedencia del niño, quien creía que este era hijo de un matrimonio anterior de esta. Teniendo en cuenta que la subjetividad es una construcción en relación a otro, y debido a la apropiación ilegal de la cual ha sido objeto, podemos decir que se trata de un niño cuya subjetividad se ha construido en el seno de una familia que no era la suya.
Con respecto a esto Kletnicki sostiene que el núcleo del crimen filiatorio, estaría dado en la verificación del robo de las funciones parentales. De allí que es ilusorio que puedan disolverse o retroceder los procesos de subjetivación que se han originado y consolidado en circunstancias distintas a las que inicialmente hubieran correspondido.
Con respecto al circuito de subjetivación, podemos decir que Sam/Ben regreso a la casa de sus padres biológicos después de nueve años, es un niño que no parece adaptarse a esta familia, a la cual el percibe como ajena, indicador de tal situación es

que no admite ser llamado Ben, el es Sam, llora por las noches antes de dormirse, dice querer volver con su padre adoptivo. Esta situación es entendida por Beth, quien no quiere que sufra y aún a su pesar decide permitirle a Sam/ Ben que regrese a la casa de su padre adoptivo, aún en contra de la voluntad de Path. Es ella misma quien acompaña al niño hasta la casa de George Karras, y despide a Sam/Ben muy apesadumbrada.
Podemos ver aquí lo que se llama primer movimiento del circuito de responsabilidad subjetiva, considerando la misma como la acción que el sujeto lleva a cabo para lograr un fin determinado. En lo que respecta a Sam/Ben, el tenía un fin, volver con su padre adoptivo, a quien extrañaba muchísimo y así lo hizo. Luego observamos el segundo movimiento del circuito cuando viene a su mente el recuerdo del olor del baúl de cedro, cuando Beth le mostro las ropas de bebe de sus hermanos y la suya, situación que lo interpela, emergiendo una pregunta acerca de su posición inicial, la de haber ido a vivir con su padre adoptivo, es decir resignificando el tiempo uno. Resignificacion que da cuenta de una respuesta de Sam/Ben, quien cambia de posición y decide volver a medianoche a la casa de sus verdaderos padres, que completa el tiempo tres del circuito.
Además la experiencia del olor del baúl de cedro, supone la existencia de huellas imborrables que han quedado en él como producto de la convivencia con sus padres biológicos. Tal situación remite a cuando Sam/Ben se escondió dentro de un baúl y la tapa se cerró y fue su hermano Vincent quien abrió el baúl permitiéndole salir del encierro. Al respecto de esto Kletnicki sostiene que en determinados casos, los relativos al secuestro de niños de corta edad que han llegado a convivir con sus padres biológicos, las precoces vivencias reconocidas pueden permanecer como huellas imborrables que, a su tiempo, servirán para favorecer el restablecimiento de algunas de las condiciones que imperaban antes de la apropiación ilegal.

En cuanto al azar encontramos como primer y más importante indicador el hecho de que la familia Cappadora, se mudara a Chicago, (mismo lugar donde vivía Sam/Ben) por la apertura del restaurante. Y es en esta misma situación de azar detectamos también la necesidad, en el momento en que Sam/Ben va a buscar “trabajo” a la casa de los Cappadora (Le pregunta a Beth si necesitan cortar el césped).Suponemos que era una actividad habitual que realizaba el niño, ya que corre y dice al mismo tiempo que va a buscar sus cosas.
En palabras de Oscar D´Amore, la culpa es la imputabilidad de un daño por el que hay que pagar, incluso con la cautividad del cuerpo. “No hay responsabilidad subjetiva sin culpa en donde esta última resulta de factura particular y la primera una singularidad. De esta articulación se desprende que el acto ético no podría sino coincidir con el efecto-sujeto. Es decir el sujeto del acto coincide con el de la responsabilidad subjetiva. Es por esto que la responsabilidad subjetiva es otro nombre del sujeto, del sujeto en acto.” En relación a lo plateado teóricamente y a nuestra hipótesis a cerca de la responsabilidad subjetiva, las figuras de culpa que aparecen en el film, son: Por un lado el hermano de Sam/Ben (Vincent) quien confiesa, al final de la película haber sido quien tuvo la culpa de que el (Sam/Ben) desapareciera. Y por otro lado el propio Sam/Ben cuando siente culpa de quedarse en la casa de los Cappadora, una vez encontrado por sus padres biológicos, por extrañar a su padre adoptivo. En relación a la hipótesis subjetiva ¿En donde se soportaría la parentalidad de la filiación? y su desenlace, o sea, que, finalmente la parentalidad responde a la filiación de la mano de un recuerdo de Sam/Ben, que mucho tiene que ver con su hermano Vincent. Es en ese momento preciso, en que Sam/Ben siente culpa por haber abandonado a su padre adoptivo. Cede en el camino del deseo para amoldarse a los mandamientos del superyo. Renuncia al deseo para gozar del sometimiento. Y como planteaba Freud que cuanto mas renuncia el sujeto al deseo mas se acomoda a las demandas superyoicas, paradójicamente mas culpable se siente. Entonces según las palabras de Lacan: Solo se puede ser culpable de haber cedido en su deseo. El yo no es propietario del deseo, pero si el sujeto es responsable de su puesta en acto. Con el trascurrir de la película y aproximándose al final, Ben/Sam logra deshacerse de esa culpa y vuelve con su familia biológica. Mucho tuvo que ver en esto, y es el punto central de nuestra película, el vínculo que poseía con su hermano Vincent. En cuanto a la ley jurídica, surgen ciertos puntos de inconsistencia, ya que Sam Karras, no era el niño robado a los Cappadora, en sentido estricto se puede decir que tuvo lugar una restitución legal, pero eso no necesariamente se llevó con lo simbólico. Robar niños es un delito, Es un crimen filiatorio. Si bien es la ley la que asigna un padre a un hijo, a las personas que se las secuestra, se las priva de la libertad pero no se las puede robar en su posición de sujeto. Si robar es quedarse con el objeto de otro, en el caso del objeto niño se trata de lo que le roban al padre. Es crimen filiatorio el agravante, pues esos lazos filiatorios, condicionan de un modo particular la futura posición subjetiva del objeto niño. Entonces la ley jurídica resulta insuficiente para poner en funcionamiento las leyes parentales. Ahora bien, lo que permanece ausente, para la ley es que le niño (Ben/Sam) pertenece a alguien. El concepto de filiación ha consistido en querer o no querer a-filiar a un niño como propio. De modo que a-filiar no necesariamente implica parentalidad. La inconsistencias con la ley jurídica, de las que se hablaron antes son: por un lado la nominación; Aunque los padres biológicos de Ben/Sam hayan marcado a Ben con ese nombre, él no se reconocía de esa forma y se hacia llamar Sam, aun sabiendo su verdadero nombre y aunque la ley lo dicte de otra forma.”(Uno se nombra como ha sido nombrado y al hacerlo se ubica en relación a cada uno de los progenitores, aquel que lo incluyo en el orden de las generaciones)” Y por otro lado, la restitución del objeto niño; Aunque la ley haya establecido la restitución de Ben/Sam a su hogar biológico, lo que sentía él hasta un cierto momento, no coincidía con la normativa. “La inconsistencia de la ley para cubrir todo el campo de acontecimientos sobre los que legisla requiere de la puesta en acto de lo llamamos responsabilidad subjetiva, ya que el vacío de certeza propio del campo jurídico solo puede ser suplementado por una decisión del sujeto” Es Ben/Sam quien necesitaba el espacio para responder y ese espacio llega por él y por otros. Beth con su decisión, George Karras con su posición le dejaron decidir renunciando al mero estatuto de propiedad “legal” de su persona.
En cuanto a la relación entre el cuento “el muro” y el caso de Ben/Sam, plateamos que Jean Paúl Sartre, se ha preguntado por el sentido de la existencia y la trascendencia de los actos de cada sujeto, entre otras cosas; lo mismo ocurre en el film. Trata de la identidad de un sujeto, de este sentido de existencia y como los actos de las personas pueden resultar trascendentales en sus propias vidas. Ibbieta el protagonista del cuento se encuentra ante una situación límite, con todo inconcluso (Estaba en manos de la falange y es arrojado a un sótano, deberá trascurrir su última noche allí y será fusilado en el muro si no denuncia a un líder anarquista que estaban buscando: Ramón Gris) Ben/Sam también se encuentra ante una situación limite, enterarse que no se llama Sam y que es Ben, y que fue robado de su familia biológica, por quien el consideraba su madre. ¿Que hacer? Volver con su familia biológica o permanecer con su padre adoptivo. En cuanto al cuento, Le ofrecen a ibbieta para que confiese: “Es su vida por la tuya”, ya esta planteado el problema ético. Al igual que en Ben/Sam, surge el dilema ético, o se queda con su padre adoptivo o vuelve con su familia biológica como lo establece la ley. El azar quiso que para ibbieta su elección de una confesión mentirosa terminara, sin saberlo, diciendo la verdad (el mencionó el cementerio por puro azar frente a los oficiales para burlarse de ellos y solo por azar coincidió su declaración con el sitio real donde de hallaba el fugitivo) Lo mismo ocurre en el film, cuando Ben/Sam se acerca hasta la casa de los Cappadora a pedir “trabajo”. Ahora bien en el caso de ibbieta los hechos se encadenaron azarosamente para producir finalmente ese penoso resultado, en el caso del film el resultado esta lejos de ser penoso, queda abierto a la interpretación pero todo se resuelve de una manera correcta (Ben/Sam vuelve a su casa por decisión propia) En los dos casos ocurre algo inesperado e impensado, algo de lo no sabido, que le ha sucedido al protagonista y lo toca de cerca, roza lo real. Lo posiciona como sujeto, entonces, ese roce hace una marca. Ahora se planteara que hacer con esa marca siendo imposible volver ya al mismo punto, tanto Ibbieta cuando se entera de que Gris realmente esta en el cementerio y él entonces no muere, como Ben/Sam cuando se entera de que es un niño robado y ya no es Sam sino Ben. Y finalmente así como Ibbieta es responsable, quizás no culpable, de hablar aun en la ignorancia, responsable de haber deseado vivir, Ben/Sam es responsable de su decisión de volver con su familia biológica por aquel vinculo tan arraigado que mantenía con su hermano Vincent.



NOTAS

Película:

Titulo Original:

Director:

Año:

Pais:

Otros comentarios del mismo autor: