por 

Psicología, Ética y Derechos Humanos
Profesor Titular: Juan Jorge Michel Fariña

SEGUNDO PARCIAL DOMICILIARIO

Forrest Gump

Docente: Dora Serué

Comisión: 24

Alumnas: Hernandez, Florencia LU 330235430
Lago, Cynthia LU 306139400

2º cuatrimestre: 2010

“Forrest Gump”

Reparto:
• Tom Hanks - Forrest Gump
• Robin Wright Penn - Jenny Curran
• Gary Sinise - Teniente Dan Taylor
• Mykelti Williamson - Pvt. Benjamin Buford ’Bubba’ Blue
• Sally Field - Sra. Gump

Dirección: Robert Zemeckis
Producción: Wendy Finerman, Charles Newirth, Steve Starkey, Steve Tisch
Guión : Eric Roth
País: Estados Unidos
Año: 1994
Género: Drama

El presente trabajo intenta realizar un recorte de la trama argumental del film que nos permita articular el accionar del personaje central, con los conceptos abordados en esta segunda parte de la materia.
Sinopsis

La película gira en torno a su personaje central Forrest Gump, un joven con un bajo Coeficiente intelectual (CI 75) y que además tiene dificultades físicas en las extremidades inferiores, lo que le obliga a llevar hierros en las piernas.
La película nos narra la historia de este joven, desde su infancia hasta la edad adulta.
Podemos verlo en diferentes ámbitos: colegio, universidad, guerra, trabajo… y en cada uno de ellos destaca por sus cualidades personales.
A través de este personaje, el director expone la historia sociocultural americana de finales de los años cincuenta y principios de los ochenta. También introduce al espectador en una historia romántica y casi imposible de Forrest y Jenny, vecinos y amigos desde pequeños.
El personaje llega al espectador desde el principio, por su humildad, sencillez y ternura, por su vocabulario simple y directo y especialmente por su inocencia y sinceridad.

Análisis

“El yo es el amo que el sujeto encuentra en el otro,
Y que se instala en su función de dominio en lo más íntimo de él
mismo (…) Amo implantado en él por encima del conjunto de
Sus tendencias, de sus comportamientos, de sus instintos, de
sus pulsiones. (…) Esto pone en evidencia la paradoja, el hecho
de que hay conflictos entre las pulsiones y el yo, y de que es
necesario elegir”

A partir de la exposición del caso, intentaremos ahora establecer una lógica que dé cuenta del circuito de responsabilidad subjetiva, que organice las condiciones en las cuales un sujeto puede responder en su acto como sujeto singular.
En lo concerniente al circuito mencionado anteriormente encontramos dos tiempos que siempre se hallan presentes y un tercero que puede estar o no en virtud de si llega a responder subjetivamente al hecho referido entre los tiempos 1 y 2.
Un primer tiempo del circuito se refiere a una acción que es emprendida con un fin determinado y que se supone, se agota en dicho fin.
Como primer tiempo podemos ubicar varias situaciones, que se van dando a lo largo de la película, siendo cada una de ellas, acciones que se agotan para los fines que fueron realizadas. Como cuando Forrest comienza a jugar fútbol americano para la Universidad de Alabama, su graduación en la Universidad, su paso como soldado de Vietnam, ganando incluso la Medalla de honor. Luego cuando se convierte en un experto jugador de ping-pong, se dedica al negocio de las gambas, cuando comienza a correr sin ningún motivo. Hasta aquí Forrest realiza todas estas acciones, por efecto del azar.
A su ves otras se realizan por el hecho se ser ordenadas sin que Forrest se cuestione lo que se le pide ni porque. Como es el caso de la escena en que burlado por unos compañeros de escuela primero y luego por sus compañero de facultad; las palabras de Jenny “Corre Forrest, Corre Forrest” lo llevan a correr lo más rápido que puede para escapar de dichas burlas. O cuando en el ejercito logra armar una escopeta de manera sorprendente y el oficial le pregunta porque lo hizo, el le responde porque usted me lo ordeno.
Para que el circuito de la responsabilidad se abra se debe ubicar una grieta entre la necesidad y el azar, pues sino no habría lugar para la responsabilidad subjetiva. Lo azaroso es algo que escapa a la voluntad del sujeto, una coincidencia que escapa a la subjetividad del sujeto. Es decir, la película cuenta la historia de un hombre simple a lo largo de su vida, que va conociendo figuras de relevancia histórica y siendo testigo de eventos de magnitud, pero siempre sin darse cuenta de lo que está pasando alrededor ni de su significado.
Sin embargo esta acción en sí misma no significa nada, sino que cobra importancia, es decir, es resignificada a partir de un segundo tiempo en el cual el sujeto es interpelado por algunos elementos que lo llevan a repensar en aquella primera acción; de esta manera, se debe un punto de inconsistencia que manifiesta la no totalidad del universo yoico, hay algo operando allí que escapa a ese universo, que perturba y del cual el sujeto no puede dar cuenta más que produciendo un cambio en su posición subjetiva.
Por lo tanto, en este Tiempo 2 en el cual el sujeto se ve interpelado por ciertos elementos disonantes, es llamado a responder: “La interpelación implica ya una deuda por la que hay que responder, es el llamado a responder para volver el surco de lo moral”
Forrest emprende un viaje corriendo alrededor del mundo. Hasta que un día, decide dejar de correr y volver a su pueblo. Cuando se encuentra sentado en la parada del autobús narrándole la historia de su vida a una señora cuenta que recibió una carta de Jenny pidiéndole que la visite en su casa. Al llegar a la misma le presenta a su hijo y le dice que se llama Forrest, como el padre.
Forrest, le pregunta llorando a Jenny: "¿es inteligente o es como...?", a lo que Jenny contesta: "es muy inteligente, de los más inteligentes de su clase".
Acá se abre una pregunta sobre la posición que el sujeto tenía al comienzo del mismo, se lo interpela. El tiempo 2 resignifica el tiempo 1: emerge una singularidad que demuestra la incompletad del universo previo junto con la caída de los ideales que lo sostenían.
Situamos la ética y nos ubicamos en el plano de la responsabilidad subjetiva. Esta interpela al sujeto mas allá de las fronteras del yo, asentándose en la noción de sujeto del inconsciente. A diferencia de la noción de sujeto de derecho que es aquel considerado autónomo; capaz de hacerse responsable no solo por sus acciones sino también por sus elecciones y decisiones. El sujeto autónomo es el sujeto de la voluntad y la intención.
Cuando la persona no muestra estar en dominio de sus facultades mentales por razones afectivas y/o intelectuales, pierde su capacidad de autónomo. Y así es eximido de su responsabilidad jurídica. En cambio el psicoanálisis plantea un determinismo inconsciente que hace al sujeto responsable por definición. El sujeto es en estos términos siempre imputable, pero ya no en términos morales o jurídicos sino éticos,
Un sujeto que debe responder por su acto, esto lo realizara en el tiempo 3. Aquí se romperá la base de lo particular.
El tercer tiempo es donde se juega la responsabilidad, la cual sólo es posible que sea admitida si se atraviesa la culpa. La culpa es la condición para llegar a la responsabilidad, para que haya un cambio de posición subjetiva.
Llegado al tiempo 3, hay una respuesta sobre el tiempo 1.El sujeto que debe responder por su acto: responsabilidad referida a la singularidad del sujeto en acto y no a la sustancia de ese sujeto.
El acto ético produce un nuevo sujeto, al que algo de lo real lo toca. Es un pasaje simbólico. Lo universal se da a partir de lo singular y recíprocamente, el efecto singular es una de las tantas formas posibles de realización de lo universal. Sobre lo universal-singular se dibuja el horizonte de la ética, sosteniéndose en el campo de lo particular, del que se toma prestado su carácter de código. El universal de la castración simbólica, no se realiza sino en la forma de lo singular. Lo particular es un efecto de grupo, un sistema de códigos compartidos, el soporte en que se realiza ese universal-singular.
En el tiempo 3 se verifica la responsabilidad subjetiva, hay una toma de posición en relación a lo universal inscribiendo un acto que produzca un sujeto. Se ahonda sobre el sujeto, el deseo y el inconsciente.
Situamos el acto que indica el cambio de posición de Forrest cuando luego de enterarse que era padre, Jenny y Forrest Jr. se mudan con él a Greenbow, Alabama, y se casan finalmente.
Jenny a causa de un virus contraído muere quedando Forrest a cargo del pequeño. Un niño brillante. Forrest ordena que la casa en la que creció Jenny sea derribada, ya que le hacía recordar a ella en vida los abusos de su padrastro.
La muerte de Jenny provoca a Forrest preguntarse sobre la naturaleza de la vida cuando se dice; "No sé si mamá o el teniente Dan tenían razón. No sé si cada uno tiene un destino, o si estamos todos como flotando alrededor empujados por una brisa, pero creo, que tal vez es ambos, tal vez ambos ocurren al mismo tiempo".
Al final de la historia, vemos a Forrest con su hijo esperando en la parada el autobús, en el primer día del pequeño Forrest en el colegio. Cuando Forrest abre el libro que su hijo se lleva al colegio para leer, la pluma blanca del principio de la película cae de entre las páginas, y cuando el autobús se va, la pluma, por una fuerte brisa, se eleva hacia el cielo.
A partir del film ubicamos el circuito de responsabilidad, el cual se despliega con relación al protagonista, Forrest Gump. Ya que consideramos que toma una decisión comparable, en términos teóricos, a la que toma Pablo Ibbieta, el protagonista de la pieza literaria de Jean Paúl Sartre, “El Muro”.
“Ibbieta es responsable de haber hablado, de su deseo de querer vivir, por lo menos un poco más. Creyéndose más allá del bien y del mal, en su omnipotencia desafía al azar” Podríamos atribuirle a Ibbieta el deseo de sobrevivir, al menos el tiempo de espera hasta el retorno de los falangistas. Ibbieta salvo su vida, si ese fue su deseo, de eso es responsable.
El azar se juega de alguna manera en ambos casos. En el caso de Ibbieta, el azar lleva a los dos amigos de la infancia, a tomar decisiones cruciales para su supervivencia. En un escenario Ibbieta fue conminado a revelar el paradero de Gris a cambio de su propia vida, y en otro escenario Gris debió buscar un nuevo escondite para poner su vida a resguardo luego de la pelea con su primo. Ambos pasaron por el otro antes de elegir el cementerio. Solo a posteriori, el significante cementerio, dicho de manera azarosa, adquiere un valor particular en la historia.
En cuanto a Forrest Gump como mencionamos anteriormente la muerte de Jenny lo lleva a preguntarse sobre la naturaleza de la vida. “La muerte es lo inexorable, aquello frente a lo cual no hay palabras. “ . Y frente a esto situamos el cambio de posición de Forrest
Acá se lo ve involucrado en una posición absolutamente diferente a la del principio de la película, ya que en el inicio Forrest realizaba todas las acciones que le presentaba el azar, sin ningún motivo, sin darle ningún sentido a ello. Emerge una nueva singularidad, el sujeto se hace responsable de su nueva elección, de su nueva posición.
A continuación pasaremos a la Hipótesis clínica, que explica el movimiento del tiempo 2 al 1. Nos preguntamos ¿De que es responsable el sujeto? y ¿Dónde se juega la castración?
Tomaremos como importante la escena en que una noche la mamá de Forrest se encuentra con el leyendo un libro y el le pregunta: ¿Que es vacaciones? ¿A donde fue papá?. La madre le responde: Vacaciones es cuando te vas a algún sitio y no vuelves nunca más. Forrest había escuchado al director de la escuela preguntarle a su madre por su padre a lo que la Sra. Gump responde se fue de Vacaciones.
Tomamos esta situación, ya que al enterarse de que es padre, algo de su propia historia paterna, algo del abandono paterno propio, hace que rompa con lo que venia siendo, y lo lleva a la realización de un cambio, pasar de ser responsable a hacerse responsable, en el tercer tiempo del circuito.
Esta es la responsabilidad, la respuesta esperable queda sujeta a ese pasaje por la culpa, en la que ya no cuenta la intención y la pretendida autonomía de la conciencia, púes introduce una dimensión mas allá de ella. Es decir si no se hace responsable, se va a sentir culpable. Tiene que decidir si quiere lo que desea o no, pero tiene que tomar una decisión confrontado en su deseo, quiero o no quiero.

Bibliografía

 D’ Amore, Oscar: “Responsabilidad subjetiva y culpa” en La transmisión de la ética, clínica y deontología. L.V. Bs. As. 2006
 Domínguez, María e.: “Los carriles de la responsabilidad: el circuito de un análisis” en La transmisión de la ética, Clínica y Deontología. LV. Bs. As. 2006
 Fariña, J. y Gutiérrez, C. (comp.), Ética y cine, Eudeba /JVE, 2000.
 Lewkowicz, I.: “Particular, universal, singular” en Ética. Un horizonte en quiebra. Eudeba. Bs. As. 1999
 Mosca, J. C.: Responsabilidad, otro nombre del sujeto en Ética: un horizonte en quiebra. Eudeba, Buenos Aires. 1998
 Salomone, G.Z.: “El sujeto dividido y la responsabilidad”. En La transmisión de la Ética. Clínica y deontología. Vol. I: Fundamentos. Letra Viva. 2006.
 Salomone, G.: “El sujeto autónomo y la responsabilidad”. En La transmisión de la Ética. Clínica y deontología. Vol. I: Fundamentos. Letra Viva. 2006.
 Lacan, Jacques: El seminario. Libro 3. “Las psicosis”, Paidós, Buenos Aires, 1984, Capítulo VII, parte 2.
 Responsabilidad: entre necesidad y azar, Juan Jorge Michel Fariña, Ficha de la Cátedra.



NOTAS

Película:

Titulo Original:

Director:

Año:

Pais:

Otros comentarios del mismo autor: