por 

“La Ola”
Dirección: Dennis Gansel
Reparto: Jursen Vogel; Max Riemelt; Jennifer Ulrich; Jackob Matschenz; Frederick Lau
País:Alemania
Año: 2008
La película que será analizada a continuación se desarrolla en Alemania en la actualidad y está basada en un caso real que sucedió en las inmediaciones de la escuela de Palo Alto en California Estados Unidos, durante un experimento pedagógico.
Viñeta
Durante un proyecto semanal, el profesor Rainer Wenger intentara dar a los alumnos que le son asignados, una semana de clase acerca de la Anarquía, este tema es de su interés personal ya que él vivió como ocupa en Berlín durante un periodo de su vida, adhiriendo a dichos ideales. Esto no le es posible ya que ese tema le es otorgado a otro docente, el profesor Weiland, es por esto que el protagonista del film se ve obligado a abordar el concepto de Autocracia como forma de gobierno.
Su idea inicial es mostrar a sus alumnos que es posible, a pesar de que se viva en democracia, el resurgimiento de un gobierno dictatorial, ante esto los alumnos se muestran escépticos, pero el profesor luego de explicar algunas cuestiones logra persuadirlos y comenzar con su idea de trabajo.
En una segunda parte de la primer clase el profesor explica que toda dictadura tiene un poder central, cuando pregunta quien seria en el marco de la clase esta figura, casi unánimemente lo eligen a él.
Desde allí la película transcurre con los hechos que se van sucediendo a lo largo de la semana, cada vez el grupo de estudio va adquiriendo más características autocráticas.
Si bien comienza a complicarse la situación, generándose hechos de violencia entre ellos mismos y entre otras personas ajenas al proyecto denominado “LA Ola”, y ante la mirada reprobatoria de otros profesionales del colegio, de algunos alumnos y de su propia esposa, el profesor, según su idea, por fines pedagógicos y con el acompañamiento de la directora continua con su plan.
En los últimos momentos de la película se muestra como la pareja del Wenger se encuentra distanciada y se ve una discusión donde su mujer, Anke, le plantea que él se siente inferior ante los demás profesores por su origen social y su educación en la universidad pública, el niega ese argumento y devuelve verbalmente la agresión.
Ya avanzada la película, en sus últimas escenas aparece en la casa de Wenger un alumno a pedirle que termine con el proyecto, le explica que le pego a su novia por que este proyecto “está sacando lo peor de él y de sus compañeros”, es allí donde el profesor decide reunir a todos los alumnos y terminar con “La Ola”.
En ese momento da un discurso ante un auditorio de numerosos alumnos del colegio participantes de La Ola, les hace tomar conciencia sobre el capitalismo, la globalización y el poder, les explica que sin darse cuenta eran parte de un movimiento propio del fascismo.
En ese instante uno de los alumnos que más se había sentido identificado con Wenger por varias razones de su historia familiar, se da cuenta que es el fin del movimiento y decide suicidarse disparándose un tiro en la boca.
En la escena que sigue se ve a los alumnos consternados y como se lo llevan detenido al profesor ante la mirada de los padres, docentes y alumnos del colegio.
La última escena de la película muestra a Wenger en el auto policial totalmente aturdido por la situación, tomándose la cabeza entre sus manos.
Análisis de la Película
El análisis que se efectuara, recae sobre el personaje del profesor Wenger quién dará un vuelco importante a su vida. Diversos acontecimientos a lo largo de la película posibilitaran ubicar los Tiempos Lógicos del Circuito de la Responsabilidad Subjetiva, como así también las categorías de azar – necesidad o determinación, las dimensiones Particular y Universal – Singular, la culpa, la moral, el efecto particularista y la dimensión ética de la responsabilidad.
Será señalado un primer tiempo, donde el sujeto lleva a cabo una acción para lograr un determinado fin, pero que, como bien se puede distinguir, “no está libre de motivaciones inconscientes que se expresan más allá de la intención de su yo” . Por otro lado se señalara un segundo tiempo, donde el sujeto es interpelado por aquel acto, que vive como ajeno pero que le pertenece y a partir de esto se resignifica entonces su acción.
Tomaremos como el tiempo 1 cuando el profesor decide llevar a cabo la estrategia pedagógica para el proyecto (mostrar a los alumnos que es posible que vuelva a surgir un gobierno autocrático), en ese momento suceden dos situaciones a remarcar: el es elegido por los alumnos como líder de la clase, pero a su vez aunque gana por mayoría hay alumnos en desacuerdo que terminan abandonando el proyecto.
El segundo tiempo está caracterizado por los indicios de que algo de lo que estuvo haciendo el sujeto, resulta disonante, es el momento en que Wenger decide terminar con el proyecto, en el momento en que da el discurso ante el auditorio de los participantes de La Ola allí se muestra como, lo que expresa, está dentro de su moral, su universo particular, pero algo lo interpela en su subjetividad, es cuando su universo particular se resquebraja, provocando la aparición de una pregunta en relación a la posición del sujeto.
En el caso de esta película, podríamos situar cuando el alumno se suicida, disparándose un tiro en la boca, en este momento el profesor ve que algo ha ido más allá de lo calculado en el tiempo 1. Esta situación le demuestra al profesor Wenger que esa primera decisión, la de lograr el proyecto y la decisión de no querer darle un fin a este aunque su mujer y algunas otras personas se lo piden, no se agotó en sus objetivos, sino que hay algo más allá, que excede su universo particular. Este segundo tiempo, entonces, interpela al personaje por su posición como docente y más aun de su posición como sujeto.
Estos sucesos singulares que se presentan en el universo particular del sujeto y ponen en evidencia una falta, abren la posibilidad de un tiempo 3, el tiempo de la responsabilidad donde el sujeto tiene que responder por sus propios actos y asumir su responsabilidad subjetiva, la cual interpela al sujeto mas allá de las fronteras del yo.
En relación a las categorías de necesidad y azar se puede ver que hay algo azaroso en la historia, que uno de los alumnos haya conseguido un arma, que haya llegado al extremo de que por sus características psíquicas termine suicidándose, y disparándole a su compañero, no es un elemento con el que el profesor pudiera contar en un principio, pero no es por azar que en la última escena se muestre a Wenger con una expresión de culpa sobre los hechos ocurridos, ya que el reverso de la culpa es la responsabilidad, esta se instala en la grieta entre azar y necesidad. Si bien él concientemente no había planeado nada de lo que le estaba pasando, en algún punto tenía mucho que ver, con lo que estaba sucediendo a su alrededor. Al respecto Gabriela Salomone dice: …“Frecuentemente, las mociones inconscientes se valen de algunos episodios de la vida cotidiana como un medio para expresarse. En algunos casos, la acción es completamente involuntaria; no siendo posible para el sujeto reconocer intención alguna” .
Por otro lado parte de lo sucedido, para el personaje, está del lado de la necesidad como docente, este es el discurso que le da a la directora de la Institución, el le pide que lo deje seguir adelante en con lo que marcamos como el tiempo 1.

Hipótesis clínica:
Al pensar en la hipótesis clínica nos preguntamos ¿de qué es culpable el sujeto?, haciendo un análisis de Wenger, tal vez se puede decir que el profesor es culpable de haberse sometido al deseo de que la mirada del Otro sea una mirada que lo admire. Se podría pensar que Wenger actuaba en función de que su mujer se sienta orgullosa de él, de que sus alumnos lo admiren, de actuar como un excelente profesor, quizás ese es el deseo inconciente que lo llevo a ser interpelado por el tiempo 2, y que además lo llevo a seguir con su objetivo mucho más de lo que quizás lo debería haber hecho.
Se ve como el sujeto actúa según los designios super-yoicos que desea alcanzar, tal vez esto hable de la conflictiva edipica del docente, de su sentimiento de inseguridad ante la mirada del Otro.
Pero a su vez, se puede decir, que Wenger niega esta situación, ante la discusión con Anke, su mujer, en un principio nombra su sentimiento de inferioridad motivado por la discusión y tal vez sin darse cuenta, aduciendo que el estudio en universidad pública, aduciendo que los demás profesores lo ven como “de segunda” y que sus alumnos son de “pura sangre”, pero ante los dichos de su mujer: “no sabía que te sentías tan inferior” el se defiende a través de la negación diciendo que esto no es cierto que el no dijo esto y proyecta en su mujer lo que le sucede diciéndole que ella toma medicación para concurrir a clase cada lunes, de esta forma evita hablar de lo que en verdad le sucede desacreditando a su mujer.
Freud en 1925 en un artículo sobre la negación dice: “no hay mejor prueba de que se ha logrado descubrir el inconsciente, que el hecho de ver como el analizado reacciona con estas palabras: yo no he pensado esto, o jamás he pensado esto”
Por otro lado se puede decir que en cierto sentido el profesor cuando se estaban desatando los hechos que lo llevaron a interpelarse en su lugar de sujeto, tuvo un plus de Goce, ya que los alumnos lo estaban mirando no solo como su docente sino también como su referente y como jefe de lo que en verdad habían producido ellos.
Como último análisis se puede decir que ante la interpelación no todas las respuestas conducen a un tercer tiempo, sino que las mismas están destinadas a tapar la falta, velar el punto de inconsistencia e interrumpir el circuito.
Por lo tanto no sabemos si el personaje arriba a un tercer tiempo, lo que si suponemos es que tal vez Wenger tenga un gran sentimiento de culpa por lo sucedido, como sostiene Oscar D´Amore, “...No hay Responsabilidad subjetiva sin culpa” y quizás todo esto lo lleve a actuar de un modo diferente en un futuro, esto supone un acto ético, se puede decir que la ética opera cuando los elementos con los que contamos para una situación exigen algo más.

Bibliografía:
• Domínguez, M. E.: Los carriles de la responsabilidad: el circuito de un análisis. En La transmisión de la ética. Clínica y deontología. Vol. I: Fundamentos. Letra Viva, 2006.
• Lewkowicz, I. (1998). Particular, Universal, Singular. En Ética: un horizonte en quiebra. Cap. III. Eudeba, Buenos Aires.
• Michel Fariña, J. (1998). Qué es esa cosa llamada ética. (Cap. II); Lo universal-singular (Cap. III) Lo universal-singular como horizonte de la ética. (Cap. IV), en Ética: un horizonte en quiebra. Eudeba, Buenos Aires.
• Mosca, J. C. (1998). Responsabilidad, otro nombre del sujeto. En Ética: un horizonte en quiebra. Eudeba, Buenos Aires.
• Salomone, G. Z.: El sujeto autónomo y la responsabilidad. En La transmisión de la ética. Clínica y deontología. Vol. I: Fundamentos. Letra Viva, 2006.
• Salomone, G. Z.: El sujeto dividido y la responsabilidad. En La transmisión de la ética. Clínica y deontología. Vol. I: Fundamentos. Letra Viva, 2006.
• Salomone, G.:”las formaciones del inconsciente y la responsabilidad”. Ficha de catedra. Mimeo.

• Freud, Sigmund: Obras completas. Editorial Paidos, 1973

Psicología: Ética y Derechos Humanos
Segundo Parcial Domiciliario

PRIMER CUATRIMESTRE DE 2009
CÁTEDRA: FARIÑA
PROFESOR: JUAN JORGE MICHEL FARIÑA
ALUMNA: BAZAN, ANABEL
L.U:303741880
MAIL: lapity18otmail.com
COMISIÓN: 9
FECHA DE ENTREGA: 19-11-2009



NOTAS

Película:

Titulo Original:

Director:

Año:

Pais:

Otros comentarios del mismo autor: