por 

Psicología, Ética y Derechos Humanos

- Cátedra I -

Prof. Tit. Reg.: J.J.Fariña.

- Segunda Evaluación -

Alumnos:
-  Forestieri Bárbara LU:30.746.215 barbif84@hotmail.com
-  Rios Enrique Aníbal LU:12.464.354 arios@psi.uba.ar

Ayudante de TP:
- Lic. Montesano Haydee

Comisión:
- Nro. 12 – Sábado 11.00 a 12.30 hs.

Fecha de entrega:

- 12 de Junio de 2010

"El hombre sólo se conoce a
sí mismo por la acción."
J.W.Goethe.

1) Tomando en cuenta el comentario sobre el film: ¿cuál es el personaje sobre el cual se centra el análisis de la responsabilidad subjetiva? ¿Propone el autor alguna hipótesis al respecto? En caso afirmativo, explicítela consignando los indicadores.
El personaje sobre el cual se centra el análisis, y en última instancia la totalidad de la película, es el interpretado por Jonathan Rhys Meyers, Chris Wilton. El mismo cumple el sueño de cualquier adolescente irlandés, el cual gira en torno de superar los orígenes humildes, ascendiendo en la escala social hasta ser respetado. En el caso de Chris, superar una vida consagrada al deporte, tenis específicamente hablando, e insertarse en la alta sociedad londinense. Al fin y al cabo, la única herramienta que Chris tiene para hacerse valer es su habilidad para este deporte, que luego le permite conocer a Tom Hewitt, un joven adinerado proveniente de una familia aristocrática, que viene en búsqueda de un instructor de tenis.
De allí en más el azar cobra una dimensión preponderante, ya que por casualidad, ambos comparten el gusto por la ópera, hecho que le permite a Chris ser invitado por Tom a una función y conocer su hermana, Chloe, quien se enamora a primera vista de Chris. Tom a su vez está involucrado con una joven actriz norteamericana que inmediatamente cautiva a Chris. Éste no descansará hasta conquistarla, y eventualmente logra concretar un corto e intenso encuentro en medio de una reunión familiar.
Para el autor del comentario sobre el film, la hipótesis clínica que subyace en la película se desenvuelve en base a que: “Chris nunca asume la responsabilidad por sus acciones, taponando así toda posible emergencia de una singularidad. Para lograr este propósito se valdrá de la figura del azar y la tragedia.”
Los indicadores que sustenta dicha hipótesis son, entre otros, la frase del inicio de la cinta, en la cual Chris afirma que: “el hombre que dijo: preferiría ser afortunado que bueno, tenía una profunda perspectiva de la vida. La gente teme reconocer qué parte tan grande de la vida depende de la suerte. Da miedo pensar que sea tanto sobre lo que no tenemos control. Hay momentos en un partido de tenis en el que la pelota alcanza a pegar en la red, y por una décima de segundos puede seguir su trayectoria, o bien caer hacia atrás. Con un poco de suerte sigue su trayectoria y ganas. O tal vez no, y pierdes.”
Nola vuelve a los estados Unidos luego de romper con Tom, pero un tiempo después decide volver a Londres y es una vez más que gracias al azar se encuentra con Chris, que estaba acompañado por Chloe, en una galería de arte. Fugaz e insistentemente Chris le solicita su número telefónico.
Luego de entablar un ardiente romance, observamos otro indicador cuando Nola queda embarazada y Chris no asume la responsabilidad delegando la misma en la mala suerte que hizo que sea Nola la que quedara embarazada y no Chloe, su esposa quien a su vez le estaba reclamando tener un primogénito y no estaban pudiendo concebir; por ello resuelve asesinar a Nola y con ello el problema. Vale aclarar que Chris decide que la mejor forma de salir de la embarazosa situación es fingir un robo seguido de muerte a una vecina, inspirándose en “Crimen y Castigo” de Fiodor Dostoievsky, a fin de despistar a la policía. Es la única salida que Chris veía ante la insistencia de Nola de blanquear toda la situación.
Finalmente como otro indicador identificamos el momento en el que la policía recurre a Chris para interrogarlo sobre su responsabilidad en el doble homicidio. Éste niega cualquier tipo de relación con la difunta y por ende cualquier tipo de involucramiento en el asesinato.
Ante la prueba empírica del diario íntimo en el cual ella detallaba los encuentros, Chris decide apelar a la moral compartida, y si se quiere también a la simpatía inter-masculina, comentándole al policía que todo el asunto debía pasar desapercibido porque no se trataba de más que un amorío y que su esposa no sabía nada y estaba esperando un bebe.

2) Sugiera el circuito de responsabilidad (tiempos lógicos) que organizan la situación.
Podemos consensuar que la palabra responsabilidad deriva del vocablo latino respondere, que significa tanto como que se espera una respuesta de alguien, en este caso, Chris. Esta respuesta, en el caso de la responsabilidad subjetiva, interpela al sujeto del inconsciente. Podríamos decir, siguiendo los autores propuestos para el presente trabajo, que esta respuesta no es una respuesta cualquiera, sino que es una respuesta a la castración.
En contraposición hallamos la responsabilidad jurídica la cual va a tomar otra noción de sujeto, podríamos decir sujeto de la consciencia, autónomo, capaz de responsabilizarse por sus acciones y decisiones. Es el sujeto imputable desde lo jurídico, en tanto y en cuanto pueda comprender la criminalidad del acto y por lo tanto obrar en consecuencia. Quienes no se ajusten a tipicidad serán etiquetados bajo el rótulo de inimputables. Contemplando causas de justificación previstas en el artículo 34 del Código Penal.
Ambas responsabilidades obligan al sujeto a responder, una apela al inconsciente mientras que la otra apela a lo moral y en consecuencia dependerá de los valores de la época y socioculturales.
Si nos atenemos estrictamente a la noción de responsabilidad subjetiva, podríamos pensar el circuito de la siguiente manera: no estaríamos en condiciones de pensar un posible circuito de responsabilidad ya que “el tiempo 1 es aquél donde se realiza una acción determinada en concordancia con el universo de discurso en el que el sujeto se halla inmerso […] la cual se ve confrontada en un tiempo 2 con algún indicador que le señala un exceso en lo acontecido otrora […] finalmente será necesario un tiempo 3 que verifique la responsabilidad subjetiva, una toma de posición en relación a lo universal inscribiendo un acto que produzca un sujeto dividido.”
Para plasmar esto en un ejemplo de la película, y detallando cómo el circuito de la responsabilidad parecería ser inexistente, podemos recurrir al momento en el que Nola queda embarazada, marcando el tiempo 1. El tiempo 2 se produce cuando Nola, una vez más toma la iniciativa, y lo interpela a Chris para que éste responda por su relación, su hijo y revele esta situación a su esposa y familia. Es la interpelación la que pone en marcha el circuito y no hay forma de no
responderla, pues la interpelación exige una respuesta. Chris, en lugar de responder, generando la posibilidad del tiempo 3, responde a su manera, matando a Nola y con ello cualquier posibilidad de que se inscriba cualquier tipo de responsabilidad subjetiva. Así soluciona el problema de reconocer su relación sentimental con Nola y a la vez enfrentarse con su esposa y la posibilidad de perderlo todo. De esta manera no hay posibilidad de inscribir sus acciones en una dimensión ética, no asume jamás responsabilidad alguna, ya que también evade la responsabilidad jurídica cuando la policía lo interroga.
Chris redimensiona todo esto utilizando constantemente la figura del azar, ese particularismo, ese gran Otro, que le permite desligarse de la responsabilidad, tanto subjetiva, apelando a la suerte o mala suerte, como jurídica, cuando el anillo cae hacia atrás. Es de esta manera que Chris sale impunemente de toda esta situación apremiante.

3) Establezca los elementos de azar y necesidad presentes en la situación, consignando los indicadores respectivos.
Teniendo en cuenta el texto “Responsabilidad: entre responsabilidad y azar” de Juan Jorge Michel Fariña, tomaremos los conceptos de necesidad y azar a los fines de poder articularlos con el film.
En el mencionado se alude a la necesidad en relación a su ajenidad de la voluntad humana, más del orden de la exactitud, si se quiere, de la ley de gravedad. De esta manera, la responsabilidad del sujeto no es un asunto pertinente, ya que nada puede hacer frente a la necesidad. Podemos visualizar un ejemplo de necesidad en una de las últimas escenas de la película, en la cual Chris arroja las pertenencias sustraídas a la señora Samantha al río, entre ellas un anillo grabado con su nombre, el cual rebota en la baranda de seguridad, permitiendo el desenlace inesperado y paradójico del film. Es gracias a una cuestión física como la gravedad, el hecho de que rebotara y cayera hacia atrás, combinada con el azar, el hecho de que un delincuente de poca monta recogiera esa alianza y que muriera sin poder revelar la procedencia de la misma, que Chris sale indemne de todo. El azar implica buena o mala suerte, tiene sus sortilegios, en este caso para Chris resultó ser lo que le “salva la vida”. Para este personaje la vida misma está subordinada al azar.
Esto es paradójico, ya que al comienzo de la cinta, Chris afirma que de seguir su trayectoria la pelota que rebota en la red uno es afortunado, en cambio debe su salida airosa al hecho de que el anillo rebotara y cayera hacia atrás, siendo esto, en los términos del comienzo, desafortunado.
Queda claro que la responsabilidad de Chris reside en el hecho de botar las pertenencias al río, pero no así en la ubicación final del anillo.

4) Si corresponde, establezca las figuras de la culpa que aparecen, estableciendo su relación con la hipótesis sobre la responsabilidad subjetiva. Consigne en caso que exista alguna relación con la responsabilidad jurídica.
Teniendo en cuenta la línea argumental del presente trabajo hemos mencionado que no podemos hallar en Chris signo alguno de responsabilidad subjetiva, siguiendo a D’Amore: “si es responsable, entonces es culpable”. Entendemos que la culpa es lo que vehiculiza la responsabilidad subjetiva, lo que ob-liga a responder; en tanto y en cuanto Chris no asume responsabilidad subjetiva alguna, tampoco hallamos figuras de la culpa.
Si bien Chris es absolutamente responsable, desde la dimensión ética, ya que responsabilidad concierne a su campo, desde la dimensión jurídica no es comprobable, ya que la policía no logra in-culparlo de crimen alguno, más allá de su amorío con Nola. De esta manera, y siendo una máxime del derecho positivo, sólo hay culpa si se la demuestra.

5) Compare conceptualmente el caso presentado con el de Ibbieta (cuento “El muro”, de Jean Paul Satre).
A nuestro entender la analogía entre ambos protagonistas, Ibbieta en “El muro” y Chris en “Matchpoint”, resulta clara. En ambos casos la responsabilidad es desplazada por los protagonistas, delegada en la figura del azar, que será la encargada de “cargar” con la culpa. Este mecanismo les permite desentenderse de sus acciones y seguir adelante, aquí también se asemejan, con una vida gris, que poco sentido tiene.
Ibbieta simplemente llevando adelante una vida que ha logrado aplazar momentáneamente a la muerte y Chris, en la escena final, contemplando la vastedad del panorama, totalmente sumido en sus pensamientos, sin importarle su entorno. Aún su primogénito pareciera serle indiferente.
“Responsabilidad es otro nombre del Sujeto, ésta es la cuestión central. Irresponsable es el niño, o el insano, o el obediente (obediencia debida) o todo aquél sometido a algún Otro, se bajo la forma del azar, las determinaciones del destino, o la autoridad” .
Claro está que el azar cumple una función importante, ya que en el caso de Chris, es la figura que lo des-responsabiliza. Lo mismo sucede con Ibbieta, ya que Gris muere por una mentira que resultó ser verdad, sin que el primero lo supiera. Aquí también interviene la fortuna.
En ambos casos podemos observar un fuerte sentido de supervivencia. Ibbieta se conforma con vivir, lisa y llanamente, aunque sea algunas horas más. Chris en cambio, busca seguir viviendo, su vida social, mantener el estatus adquirido, lo que tanto trabajo le costó conseguir.

BIBLIOGRAFÍA:

♣D’Amore, O.: Responsabilidad y culpa. En La transmisión de la ética. Clínica y deontología. Vol. I: Fundamentos. Letra Viva, 2006.

♣Domínguez, M. E.: Los carriles de la responsabilidad: el circuito de un análisis. En La transmisión de la ética. Clínica y deontología. Vol. I: Fundamentos. Letra Viva, 2006.

♣Fariña, J. (1992). Ética profesional. Dossier bibliográfico en salud mental y derechos humanos. Acápite 3.3: el status de la responsabilidad sobre los actos.

♣Mosca, J. C. (1998). Responsabilidad, otro nombre del sujeto. En Ética: un horizonte en quiebra. Eudeba, Buenos Aires.

♣Salomone, G. Z.: El sujeto dividido y la responsabilidad. En La transmisión de la ética. Clínica y deontología. Vol. I: Fundamentos. Letra Viva, 2006.



NOTAS

Película:

Titulo Original:

Director:

Año:

Pais:

Otros comentarios del mismo autor: