Inicio > Acceso Docentes > cuatrimestre 2009 > Naranjo en flor >

por 

Facultad de Psicología
Universidad de Buenos Aires

Psicología Ética y Derechos Humanos
Cátedra I
Titular Lic. Fariña, Juan Jorge Michel

2º PARCIAL

Ayudante de trabajos prácticos:
Lic. Gabriela Mercadal

Comisión Nº 15

Alumno:

García, Roberto- DNI: 25141996

Fecha de entrega: 16 de noviembre de 2009

CONSIGNA DE EVALUACIÓN

Elija un film, un texto literario o alguna otra producción narrativa en la que se despliegue y pueda ser recortada una singularidad en situación. En caso de elegir una creación cinematográfica, la misma debe haber sido realizada entre el año 2005 y el presente (salvo condiciones excepcionales, las cuales deben ser autorizadas por el docente a cargo de la comisión de trabajos prácticos).

En ese recorte, escoja a un sujeto que tome una decisión comparable, en términos teóricos, a la de Ibbieta, el personaje del cuento “El Muro” de J. P. Sartre.

Analícela ubicando sus coordenadas en los tiempos lógicos del circuito de la responsabilidad y explicitando la hipótesis clínica que establezca respecto de qué debe responder el sujeto, en términos de responsabilidad subjetiva.

Incluya las referencias relativas a las categorías de necesidad y azar, así como a las de culpa y responsabilidad.

Articule con las categorías trabajadas a propósito de: la ética como horizonte en quiebra; el acto ético; lo universal-singular; la moral de lo particular y –si resulta pertinente– el efecto particularista.

En el siguiente trabajo se realizará un análisis, donde se ubicarán los tiempos lógicos del circuito de la responsabilidad y se planteará una hipótesis clínica la cual de cuenta de que tiene que responder el sujeto en cuestión, para ello se ha seleccionado una película de Antonio González-Vigil “Naranjo en flor”.
El presente trabajo parte de los puntos de encuentro y desencuentro entre el discurso deontológico y jurídico-que forman una especie de unidad que se diferencia del discurso de la subjetividad –cada uno de ellos comprende diferentes nociones conceptuales de responsabilidad .
La responsabilidad subjetiva interpela al sujeto más allá de las fronteras del yo ; ya que la responsabilidad jurídica del sujeto se plantea en función de la noción de sujeto autónomo lo cual restringe la responsabilidad al terreno de la conciencia, al ámbito de la responsabilidad conciente.
Aquí nos ubicamos en la esfera de lo particular, se ha hecho una síntesis de la trama argumental de la película. A continuación se realizara un breve análisis sobre cuestiones que pueden verse en el film y que constituyen lo particular a través del cual se enmarcará el circuito de la responsabilidad subjetiva. Posteriormente entraremos en detalle al respecto del análisis de dicho circuito para luego intentar plantear una hipótesis clínica en relación a lo que debe responder el sujeto en términos de responsabilidad subjetiva.
Llamamos responsabilidad subjetiva a aquella que se configura partir de la noción de sujeto del inconciente; sujeto no autónomo que, por definición no es dueño de su voluntad e intención.
Cabe destacar que desde el ”universo del discurso” en las dimensiones de lo Universal, particular y singular es en donde será factible ubicar la singularidad en situación o del acto ético, en el cual el sujeto del inconsciente se responsabilizará por lo que dice y hace al ser interpelado.

Sobre Naranjo en flor (síntesis)
La película nos muestra a Malena una mujer de mediana edad atractiva, psicoanalista de profesión y tanguera por devoción, limitada a lo cotidiano, canalizando continuamente sus deseos en la cultura (un mundo cerrado el cual se repite “día tras día y año tras año” como ella misma lo sostiene). Una noche mata accidentalmente a un policía y oculta el crimen. Este será el punto de partida que dará origen a transformaciones en Malena. Casualmente Malena conoce a Carlos, compañero del policía muerto y encargado de investigar su desaparición. Carlos es de origen vasco y lo llaman "El Sabina", porque utiliza versos de las canciones del artista.
Desde ese encuentro entre ambos surge una extraña fascinación, ambos saben que el es el hombre que tiene que descubrir su crimen y debería detenerla. Desde el principio comienza entre ellos una relación apasionada que dará lugar a nuevos acontecimientos a cambios sustanciales.

Datos técnicos de Naranjo en flor:
Estrenada: 17-04-2009
Género: Drama
Actor / Actriz: Fausto Collado, Dalia Elnecavé, María Marull, Eduardo Blanco
Guionista: Antonio González Vigil
Director: Antonio González Vigil
Fotografía: Federico Juárez
Producción: Antonio González Vigil

Enmarcamos como particular el universo en la que se encuentra Malena, es un mundo en la esfera de lo intelectual aferrada a sus libros, películas y su música, para mantener una cierta estabilidad mientras van pasando los días y los años. También se hace presente de un modo tenue y semi pasiva la búsqueda, la investigación para comprender la vida y el mundo pero a la vez esta llena de miedos e inseguridades. Refugiada en los relatos de sus pacientes en un querer experimentar, vivenciarlos como propios. Y la milonga como su espacio terapéutico, como un escape de su universo, con un objetivo “conseguir mi propia cura” su enfermedad era no conocer las esencias del mundo femenino, “haber renunciado a mi feminidad era morboso”.

En el circuito de la responsabilidad algo de lo realizado en el tiempo 1 falla, no puede ser incluido en el universo dado, ni soportado por lo particular. “El campo de la responsabilidad subjetiva no se restringe a las fronteras del yo. Por el contrario, se ubica en el punto en que el yo se enfrenta a su inconsistencia: algo extraño irrumpe y quiebra todo sentido; el yo se desorienta frente a esto que le es ajeno…entonces se convoca al sujeto a responder por sus actos” . Responsabilizarse significa en este contexto “el retorno a la acción por medio del juicio crítico” que intentará responder a la pregunta Lacaniana “¿has actuado en conformidad a tu deseo?”. Pregunta que nunca se realiza sin culpa, puesto que solo se es culpable de haber cedido en el deseo. Por ello la culpa obliga a responder. “No hay responsabilidad sin culpa, en donde esta última de factura particular y la primera una singularidad” . Todo sujeto es responsable de sus actos.
Para describir dicho circuito se tomara particularmente la escena, trascurrida a los 16 minutos de la película. Aquí se hace necesario ubicar los términos de necesidad y azar para justificar lo que dará surgimiento al acto ético, y por ende a la responsabilidad subjetiva. Necesidad y Azar: lo azaroso es que justo la situación personal de Malena sea estar sola en la vida, ni amigos ni nada, ve en el informe televisivo a una mujer y su hija que han quedado solas por el asesinato del esposo, lo cual la lleva a buscar una identificación con Adriana (la mujer del policía muerto) y en lo que respecta a la necesidad, es el hecho de tener que seguir viviendo y tener que afrontar ese sentimiento de culpa. Este movimiento es el que da lugar al encuentro con la mujer de la victima, y es en este lugar que se pone en juego lo escondido para ella, convocándonos a ver surgir aquí la responsabilidad subjetiva distinguida en un circuito de tres tiempos.

Primer Tiempo: En esta se aprecia una acción en la cual esta involucrada Malena. De regreso a su casa, luego de una jornada laboral intensa, al mundo de sus libros. Pasa por el parque y ve azarosamente como un hombre esta golpeando a una mujer (travestí). Toma la decisión de ayudarla y accidentalmente mata al hombre “yo no quise”. Luego ambas esconden el cuerpo, “yo no era una asesina””me preguntaba si estaba bien lo que estaba haciendo” en esta acción sale algo que le pertenece a ella, mas allá del crimen, sostiene “no me quedaba otra opción que luchar contra el sentimiento de culpa y aceptar la realidad sin remordimiento” en esta frase solo se entenderá con el segundo tiempo.
Hay algo de su universo que entra en quiebre, algo nuevo da lugar para ser considerada como una mujer. Hay algo en ella que empieza a cambiar, se anima a encontrase con el mundo femenino es activa para dar respuesta a esa acción, pero esa acción esconde algo de ella, esconder la victima será esconderse ella como victima de si misma.
Segundo tiempo: este quedaría enmarcado en los hechos en consecuencia a ese encuentro, como punto de quiebre para Malena. Dado que ella no solo se interpelada por el crimen sino que se ve interpelada por su accionar que aun es ajena para ella.
Este tiempo se puede apreciar en la escena de los 16 minutos de la película, azarosamente escucha en la TV la información de la muerte del policía, que investigaba sobre narcotráfico, era esposo de Adriana con la cual tenían una hija, las cuales quedaron solas. Y es en este momento que Malena se encuentra interpelada, esta escena resignifica la escena primera. Se hace presente el sentimiento de culpa por haber dejado solas a madre e hija. Pero este dejar sola se remite a si misma, a ese esconder reprimiendo sus sentimientos.
El acto ético es dar una respuesta e esta interpelación, pero la interpelación no es específicamente por el asesinato sino por el esconder a la victima (victima puede ser vista como ella encerrada, una mujer muerta en la repetición de lo siempre igual).
La escena nos muestra el encuentro de Malena con Adriana (mujer del policía) Quiere ayudar nuevamente a la mujer victima, Malena sostiene: “había llegado el momento de enfrentar el papel que me había deparado el destino” se hace amiga de Adriana y surge la pregunta por el amor. Es este encuentro que lo hará correr de su posición la cual vino sosteniendo en su vida y de la que trataremos de dar cuenta en la hipótesis clínica.

Tercer tiempo: En esta se ve una respuesta a la interpelación planteada en el tiempo2 sobre el accionar en el tiempo1. Y esta respuesta es un acto ético la cual cierra el circuito de la responsabilidad subjetiva. Aquí se observa una nueva posición subjetiva, Malena se encuentra como una mujer sin represiones, haciéndose cargo de ese deseo de descubrir lo que es ser una mujer que quiere un encuentro con lo nuevo. Y es Carlos ( el Sabina, compañero del policía muerto) como la posibilidad para Malena de conocer el mundo del amor, de jugarse por sus sentimientos de sentirse amada. Aceptando los cambios que promueve este algo nuevo, que antes solo lo representaba a modo identificatorio en los relatos de sus pacientes.
Confiesa el crimen, ante el temor del retorno del policía por parte de Adriana y que este la golpeara “esta muerto Adriana, yo lo maté”. Es en esta respuesta donde se libera del sentimiento de culpa justamente ayudando a una mujer “sola”.
Se descubre en una nueva posición “por primera vez me sentía integrada en la naturaleza como una planta salvaje, estaba descubriendo la sensualidad de la línea curva”.

Hipótesis clínica: “descubriendo sus sentimientos”
Malena se encontraba en un mundo de represiones y solo era capaz de enfrentar sus sentimientos a través de procesos identificatorios con los relatos de sus pacientes. Aquí el deseo se hace presente como eso que empuja y nenecita de un sujeto que se haga cargo. El yo reprime por que en ella se ve la culpa de desear. Malena solo puede enfrentar ese empuje pulsional luego de tomar una nueva posición se crea un nuevo sujeto. El sentimiento de culpa se diluye en el efecto sujeto y es una respuesta de dimensión ética (llamamos éticas a las singularidades que hacen desfallecer al particular previo, Lewkowicz)
Mosca nos plantea que el tiempo tres como responsabilidad subjetiva, es el efecto sujeto, es “otro nombre del sujeto” siendo una respuesta a la interpelación dada, desde una dimensión ética en donde implica una noción de acto en la que el sujeto se produce, hablando así de un acto ético, ya que es el acto en que se produce un sujeto de deseo inconciente, esto es lo que quiere decir que “el estatuto del inconciente es ético” (Lacan seminario 07)

BIBLIOGRAFÍA

• Michel Fariña, J & Gutiérrez, C. (1996). Veinte años no son nada. Causas y azares. Número 3. Buenos Aires.

• D’Amore, O.: Responsabilidad subjetiva y culpa. En La trasmisión de la ética. Clínica y deontología. Vol I: Fundamentos. Letra Viva, 2006.

• Domínguez, M. E: Los carriles de la responsabilidad: el circuito de un análisis. En La transmisión de la ética. Clínica y deontología. Vol. I: Fundamentos. Letra Viva, 2006.

• Salomone, G. Z.: El sujeto autonomo y la responsabilidad. En La trasmisión de la ética. Clínica y deontología. Vol. I: Fundamentos. Letra Viva, 2006.

• Salomone, G. Z.: El sujeto dividido y la responsabilidad. En La trasmisión de la ética. Clínica y deontología. Vol. I: Fundamentos. Letra Viva, 2006.

• Mosca, J. C. (1998): Responsabilidad, otro nombre del sujeto. En Ética: un horizonte en quiebra. Eudeba, Buenos Aires.

• Ulloa Fernando: La ética del analista ante lo siniestro. Ficha de cátedra.

• Gutiérrez Carlos y Lewkowicz Ignacio: “La operación Historiadora: una política de sujeto”, en Memoria, víctima y sujeto. Ficha de cátedra.

• LACAN, J: (1988) Seminario VII. La ética del psicoanálisis. 1959-1960. Paidós, Buenos Aires.

• Juan Jorge Michel Fariña. The Truman Show. Análisis del film En Ética y Cine. Eudeba.



NOTAS

Película:

Titulo Original:

Director:

Año:

Pais:

Otros comentarios del mismo autor: